Logo, Leisure Activities, Person
dormokaba.com
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Flag
Flag

Sólo hay un material en el mundo que se puede utilizar para cocinar, fabricar instrumentos musicales, productos cosméticos o textiles y fabricar turbinas eólicas: El bambú. El emblemático arquitecto japonés Kengo Kuma lo describe como «el material del futuro».

El bambú está en auge como material de construcción, y por una buena razón: es con mucho la planta que crece más rápida del mundo, y es posible cosechar bambú en muy pocos años, mientras que la madera tarda 70 años en alcanzar la madurez.

Ventajas del bambú en la construcción

El bambú es un material extremadamente flexible y ligero que puede doblarse sin romperse, con una resistencia a la tracción superior a la de muchos materiales de construcción tradicionales como el hormigón, el ladrillo e incluso el acero.

Como uno de los materiales más sostenibles, el bambú requiere muy poca agua y no necesita pesticidas ni fertilizantes para crecer, y puede prosperar a pesar de la mala calidad del suelo. Además, produce más oxígeno y absorbe más dióxido de carbono que los árboles, lo que lo convierte en un eficaz sumidero de carbono. Este material de construcción biodegradable también tiene un excelente rendimiento térmico, lo que significa que puede ayudar a regular la temperatura y reducir los costes energéticos.

Además de sus usos funcionales en un proyecto de construcción, como soporte estructural, suelos y paneles, el bambú tiene una estética natural y única que puede añadir belleza y carácter a cualquier edificio.

Aunque el bambú tiene una larga historia de uso en la construcción, sobre todo en muchas culturas asiáticas premodernas, también tiene una cualidad futurista. Como cada vez hay más conciencia de las propiedades del bambú como material sostenible de construcción ideal en muchos sentidos, a continuación se presentan cinco proyectos arquitectónicos que ejemplifican cómo el bambú está listo para hacerse cargo de la arquitectura moderna.

Green Village – Bali, Indonesia

Situada junto al río Ayung y rodeada de la naturaleza verde esmeralda del sur de Bali, Green Village es una comunidad de viviendas y estructuras construidas íntegramente con bambú, incluidas casas y estudios de yoga. Los edificios están diseñados para ser sostenibles y mimetizarse con el impresionante entorno tropical.

«Con muy pocos recursos o atención, un brote de bambú puede convertirse en una columna estructural en tres años, y esa casa puede resistir toda la vida», afirma Elora Hardy, directora creativa de Ibuku, la empresa que está detrás de este magnífico proyecto.

Escuela Internacional Panyaden – Chiang Mai, Tailandia

Esta escuela enclavada entre arrozales en Chiang Mai, al norte de Tailandia, fue modelada a partir de una flor de loto. Se construyó utilizando una combinación de bambú y otros materiales sostenibles.

El bambú utilizado en la construcción de la escuela fue tratado para resistir las termitas y la descomposición, y el diseño incorpora ventilación natural para reducir la necesidad de aire acondicionado. Pero más allá de los usos pragmáticos, las formas curvas naturales de la escuela son un regalo para la vista.

Casa de bambú en flor – Vietnam

Prototipo del estudio de arquitectura vietnamita H&P Architects, la Blooming Bamboo Home está hecha enteramente de bambú y se diseñó para ser una solución de vivienda sostenible y de bajo coste para familias con bajos ingresos.

Esta casa compacta cuesta unos 2.000 euros. Las poblaciones vulnerables de Vietnam, que se enfrentan a riesgos crecientes de fenómenos meteorológicos extremos e inundaciones, pueden construirla en tan sólo en 25 días.

La Casa de Té de bambú – Yangzhou, China

La Casa del Té de Bambú, diseñada por HWCD Associates, es una interpretación moderna de la arquitectura tradicional china. Está organizada como un conjunto de cubos flotantes en un lago de Yangzhou, situado al noroeste de Shanghai.

La Casa de Té está hecha de una estructura de acero con revestimiento de bambú, que da al edificio un aire natural y orgánico. El uso del bambú como material de revestimiento es una forma innovadora de utilizar este versátil material en la arquitectura moderna.

Templo Luum – Tulum, México

Situado en la Riviera Maya de México, el Templo Luum es un centro de bienestar inspirado en el antiguo concepto maya de «luum», que significa «fuente de vida».

El templo pretende ser un lugar de curación y renovación, y su diseño refleja esta intención. La estructura catenaria de cinco lados con un impresionante tejado de paja se construyó principalmente con bambú y otros materiales naturales, como madera y la hierba local de Zacate, con elementos como un sistema de recogida de agua de lluvia y un retrete de compostaje.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *